EMITEN ALERTA EN 83 PAÍSES INCLUYENDO MÉXICO POR LECHE INFANTIL CONTAMINADA QUE YA HA INFECTADO A DECENAS DE BEBÉS

Redacción/GIR Comunicaciones

 

 

Una crisis sanitaria ha estallado en Francia por un brote de salmonela que ha infectado a decenas de bebés supuestamente por ingerir la leche maternal Lactalis, es por esa razón que se ha lanzado una alerta en 83 países, incluyendo a México, por lotes de leche infantil contaminada, por lo que la marca responsable será investigada.

La leche infantil de la marca Lactalis es una de las más consumidas en el mundo, ha podido afectar a otros dos bebés fuera de Francia, uno en España, cuya causa probable de su gastroenteritis fue la ingestión del producto de la firma francesa, y otro en Grecia, que aún falta confirmar.

La leche ya fue reiterada del mercado por causar un brote de salmonella que ha infectado a decenas de bebés al ingerir el producto.

El director general de Lactalis, Emmanuel Besnier, anunció que “hay 83 países afectados, que están bajo el mismo procedimiento de retirada de productos, al igual que en Francia tenemos un gabinete de crisis tanto para el consumidor extranjero y el francés”.

El encargado prometió que les dará una indemnización a las familias afectadas por la ingesta del producto, reivindicación que llegaría luego de que más de 35 infantes se les detectara problemas de salud por la presencia de salmonella.

La empresa cuenta con 246 fábricas en 47 países, entre ellos España, México, Brasil, Argentina, Colombia, Venezuela y Chile.

El escándalo de la leche contaminada ha llevado al Gobierno francés a intervenir, tanto contra Lactalis como contra las cadenas de distribución, que siguieron dispensando el producto a pesar de las prohibiciones.

Lactalis deberá recuperar toda la leche infantil que haya salido de su planta de Craon y que esté en circulación.

Eso significa ir más lejos que las tres retiradas sucesivas del mercado que se llevaron a cabo en diciembre (un total de mil 357 lotes), cuando se ordenó apartar las decenas de millones de productos fabricados allí desde el 15 de febrero y exportados a 30 países.

Por su parte el presidente de la recién creada Asociación de Familias Víctimas de la Leche Contaminada, Quentin Guillemain, declaró hoy al canal BFMTV que tienen “preguntas muy precisas” para el líder de Lactalis, al que acusó de opacidad y de mentir.

Si piensa que con dinero va a comprar nuestro silencio, se equivoca”, dijo Guillemain, quien demandó más explicaciones del fallo en cadena que provocó la crisis sanitaria.

El supuesto foco de esta bacteria está en la fábrica situada en Craon, en el oeste de Francia y actualmente en paro técnico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest